Sigueme en Twitter

Agregrame en Facebook

domingo, 6 de septiembre de 2015

Final Girl (2015) - A ésta chica le gusta jugar rudo, muy rudo. Slasher refrescante con estilo.

(Antes de enfrentarse al grupo de homicidas)
Veronica: "Lo voy a disfrutar".
7/10

INGRESO A LA MORGUE.
¡Saludos sangrientos lectores!. En ésta fría noche me llegó el cadáver de apariencia frágil, pero como bien saben, las apariencias engañan. Resulta que "Final Girl" presenta todos los elementos como para considerarlo como un slasher del montón, o peor aún, un slasher dirigido a los adolescentes que ingresan millones de dólares a la taquilla a consecuencia de disfrutar una tarde de viernes un film de Horror Clasificado PG-13. 

Sinceramente no tenía muchas expectativas antes de intentar aplicarle una llave durante una eventual pelea, pero quedé sorprendido con el concepto y sobre todo, por la ejecución del mismo; el cual es bastante fresco y divertido. Será muy difícil que siendo un fan del sub-género slasher te puedas aburrir. 

Pero ésta chica da una batalla bastante intensa y se gana nuestro respeto a base de golpizas, hachazos, y demás bondades. ¿Creen poder someter a ésta frágil y bonita muchacha?. ¡Los reto a invitarla a salir un sábado por la noche!. 

REPORTE DEL FORENSE.
TRAMA. 

Desde muy pequeña, Veronica ha sido entrenada por un sujeto misterioso quien trabaja para una organización especial que al parecer caza villanos. Su entrenamiento ha sido muy duro y su examen final es terminar con una banda de juniors cuya afición es asesinar jóvenes inocentes en su pueblo. 
¿Será que podrá aprobar?. 

DISECCIÓN DEL CADÁVER.
"Final Girl" es un slasher glamouroso por su look, su reparto, y la sencillez con la que presenta y resuelve sus eventos. No hay mucho que explicar: Una chica frágil y adorable se dará a la tarea de acabar con una banda de rapaces. Bueno, no es tan fácil tomando en cuenta que utilizará contra ellos sus peores miedos (ya verán cómo), muy al estilo "Divergente" (2014). 
Cierto, suena como cualquier slasher reciente, pero el look que el fotógrafo ahora Director Tyler Shields le da, genera que no sea del montón y que por su estupendo look sea considerado aparte. La iluminación en el bosque durante la noche es espectacular, casi como un cuento de hadas oscuro, además de que se presentan escenas surreales sacadas de pesadillas horribles. Por ejemplo, la aparición de sujetos con cabezas de pandas de peluche gigantes. 
Pero en realidad, el mérito de Shields es el lograr el desarrollo de sus personajes de manera rápida, eficaz, e interesante. Proyecta los miedos de un joven que tiene "mommy-issues", un sujeto inseguro por el pasado de su novia, y un sujeto que de plano es un maniático. Pero lo mejor es cuando se proyecta el villano principal, lo cual dejaré como sorpresa. 

Además de los aspectos superficiales y la narrativa eficiente, tenemos momentos artísticos destacados como el hecho de que los asesinos se inspiran un tanto en los villanos de "A Clockwork Orange"; por la manera en que gozan la violencia, su vestuario peculiar (smokings), y algunos secuencias muy estilo Kubrick (uno de ellos bailando mientras se arregla antes de salir de cacería, por ejemplo). 
Los diálogos son inteligentes para éste tipo de películas, lo cual lo vemos en la conversación entre Verónica y la hermosa Jenny, acerca de lo que aqueja a la segunda a nivel emocional, y cómo podría resolverlo; además de que sin darse cuenta, proporciona información relevante de cómo Verónica podría enfrentarse a los rufianes. También la plática final con el villano principal es interesante por el desarrollo de la misma, en un estilo de "verdad y reto", tal y como juegan antes de que inicien los juegos violentos. 

El reparto es estupendo gracias a la actuación explosiva pero al mismo tiempo sexy y tierna de Abigail Breslin, a quien conocemos por "Little Miss Sunshine" (2006). La chica luce ruda cuando debe serlo, y vulnerable cuando también debe serlo. Me gustaría tener una cita con ella, definitivamente. 
Wes Bentley luce serio y aunque no lo vemos en acción salvo en los entrenamientos, sabemos que es badass. Muy buena participación aunque es breve.

Los jóvenes que dan vida a los villanos son bastante chuscos y cada uno define perfectamente su personalidad-cliché. Me divertí cuando deciden cazar a Verónica y poco tiempo después se enfrentan a sus demonios internos. ¡Buen material!.
Mención aparte para Emma Paetz quien es bellísima, talentosa, y se roba las escenas en las que aparece. ¿Porqué no tiene más proyectos a futuro?.

La hija de Clint Eastwood luce muy sexy como Gwen, la camarera rubia,  pero por respeto al Maestro no haré más comentarios. ;)

ZONAS PUTREFACTAS. Ok, tal vez la historia no debe tomarse en serio o buscarle más detalles, pero, no se explica a qué agencia o a qué grupo pertenecen Verónica y su entrenador. ¿FBI?. Nah, porque se permiten los asesinatos de varias chicas del pueblo antes de intervenir. ¿Tal vez algo como "La Purga"?. No sé, pero un poquito de más detalles no hubieran afectado. 
Se carece de gore y sangre en cualquier nivel a pesar de que la historia lo sugiere y además, ¡ES UN SLASHER!. Ésta es una falta de respeto muy grande e imperdonable. 

En una escena, Verónica se le insinúa a su entrenador, a quien le pide que también la "entrene" en la cama, pero él se niega. Si la intención era generar tensión sexual o un intento de romance entre ambos, el resultado es más que pobre, triste. 

GORE / SANGRE
Ver la parte de arriba. Incluso, tenemos un hachazo poco explícito, golpizas, y ahorcamientos. O  sea, NADA. 

SOUNDTRACK
Nada que resaltar. Música "de cajón".

DESNUDOS
Las pantorrillas gorditas de la Srita. Breslin, y un breve momento en que la escultural y hermosa Emma Paetz utiliza lencería provocativa. Qué mujer tan bella.


CERTIFICADO DE DEFUNCIÓN.
"Final Girl" tenia más potencial, pero lo que muestra es competente y deberá ser disfrutada para los fans del sub-género slasher, aunque se queda corta en el Departamento del Gore, así como en emociones más fuertes. 
Sin embargo, su look espectacular, la narrativa dinámica, y su concepto son bastante aceptables como para estar entretenido, además de que Abigail Breslin se roba el show con su rudeza y sentido de la justicia.  "Hard Candy" (2005) ni con su atuendo de "caperucita roja" le llega a los talones a ésta chica quien utiliza el atuendo de manera muy Siglo XXI, y se enfrenta a 4 lobos, no sólo a uno.

"Final Girl" es un cadáver dulce para los ojos.

1 comentario:

Blogger dijo...

Quantum Binary Signals

Get professional trading signals delivered to your cell phone daily.

Follow our signals NOW & gain up to 270% daily.