Sigueme en Twitter

Agregrame en Facebook

domingo, 23 de octubre de 2011

Stage Fright / Deliria / Bloody Bird / Sound Stage Massacre / The Theatre of Death (1987) - Slasher americano Artístico a la italiana. Uno de los mejores en la historia.

Willy (El Velador) (Al disparar con una pistola).
"¿Viste eso?. ¡Le di justo entre los ojos! ¡Justo como lo dije...entre los ojos!. Carajo...¿Viste eso Ally? ¡Justo en...entre los ojos! ¡Justo como lo dije. Entre... entre los ojos!. Le di... Le atiné, justo entre los ojos. Ally le atiné entre los ojos carajo. ¡¡¡Justo entre los ojos!!!
8/10

¡Saludos sangrinetos lectores!. Ésta Película es difícil de encontrar por motivos absurdos. En primera instancia, tiene varios nombres a nivel internacional. Esto llega a suceder con films europeos que conservan su título de origen pero que son distribuidos para ser comercialmente atractivos en el extranjero. El problema principal de esta joyita es que comparte título con un clásico de Hitchock, "Stage Fright". Luego, intentando que la asimilen con el clásico de Argento, "Suspiria"; le pusieron el nombre "Deliria". Pero para que la situación sea más confusa, también se le llama "Acquarius", simplemente porque una escena muestra una pesera con un horrendo pez japonés. 

¿Quieren agravar más la situación? ¡También se le conoce como "Bloody Bird", "Sound Stage Massacre", y "The Theatre of Death". 

Esta situación de horror a mi consideración aleja a "Stage Fright" (mi título favorito) de muchos fans slasher alrededor del mundo. Y es una pena porque es una tremenda joyita...

T R A M A
Muy al estilo "Black Swan", se está montando una obra de Terror-ballet-musical en un teatro citadino. El tema es un asesino serial que viste con una cabeza gigante de pájaro y que gusta de acuchillar prostitutas. ¿Porqué éste tipo de obras no vienen a mi Ciudad?
La actriz principal, la bella Alicia sufre una lesión en el tobillo pero teme que el Director (quien es un hijo de puta que odias y amas) la regañe por tal situación. Betty, su mejor amiga la lleva a escondias a... LEAN BIEN, a un hospital psiquiátrico para que le atiendan el tobillo. ¿Porqué la lleva a ese lugar? ¡Fácil! Porque estaba cerca y porque es un hospital, ¡Duh!. Peor aún, en ese hospital al mismo tiempo en que las chicas llegan, también es trasladado e internado un asesino psicópata llamado Irving Wallace, "famoso" porque asesinó a varias mujeres. 

Un médico del hospital decide atender a Alice, quien se perturba después de ver a Wallace amarrado a una cama como parte de su reclusión. Las chicas se retiran en su automóvil en medio de una tormenta terrible. No sin antes vemos que Wallace mató a un jóven enfermero y lo colocó "en su lugar". ¿Dónde creen que fue el temido asesino? ¡Obviamente se escondió en el coche de las chicas y ahora las acompaña hasta el teatro!.
Como éste es un slasher, Betty "olvida" (estúpidamente) si apagó o no las luces del vehículo por lo que regresa al estacionamiento del teatro para cerciorarse de que las haya apagado. Ahí, Betty es sorprendida por Wallace quien la asesina brutalmente. 

Alicia encuentra a su amiga muerta y de inmediato da aviso a la policía. Lejos de que los demás actores y staff se aterren y se larguen a su casa; son convencidos a punta de billetes por parte del Director y del inversionista principal para trabajar horas extras toda vez que se van a colgar del caso de Wallace para que la obra sea un éxito de taquilla. Ahora el pájaro-hombre tendrá el nombre de Irving, y todos los hechos serán basados "en una historia real". Vaya compañerismo.  Por si fuera poco, el Director manda a una de las actrices para esconder la llave del teatro para que así nadie pueda salir. Para brindarles seguridad, el Detective encargado del caso deja a dos policías afuera dentro de una patrulla para resguardar el lugar. Ajá.

¡Terrible error! Todos desconocen que el recién asesino psicópata se encuentra dentro del lugar y está listo para continuar con su actividad preferida: rebanar gente.
En una de las escenas más memorables en la historia del sub-género slasher; el asesino se coloca la máscara del protagonista-villano de la obra, y en un acto de ironía y mala suerte, es dirigido por el Director (valga la redundancia) para recrear un asesinato en el cual tiene que ahorcar y después apuñalar a la oh-so-candente Corrine. Es un momento brutal ya que el asesino no tuvo miedo en presentarse frente a todos, matar a una actriz y después esconderse. Maravillosamente macabro.

Ahora, como buen film slasher combinado con Giallo; uno por uno, todos los actores, staff, el inversionista, y todos los demás que estén de metiches serán ultimados por este sujeto. Por lo intenso de la lluvia, los policías que custodian el lugar no se percatan de nada. 

Ahora todo dependerá de Alice para salir con vida de este lugar. ¡Vaya manera de trabajar horas extras!. Y yo pensé que me explotaban...

C O M E N T A R I O S
"Stage Fright" es simple y sencillamente uno de los films de Terror más peculiares en las últimas 2 décadas.

¿Alguna vez te imaginaste la mezcla de un slasher estadunidense con un Giallo refinado italiano? ¡Yo tampoco! Lucio Fulci lo había intentado pero de manera grotesca (en el sentido positivo) y siempre optaba por el elemento splatter dejando a un lado el suspenso y coherencia. Sus trabajos se inclinaban por lo macabramente sangriento y de mal gusto.

Michele Soavi, el talentoso Director que años después nos traería "The Church" (La Chiesa) y "Dellamore Delamorte" logró realizar un film que captura la esencia propia de un slasher americano y lo estiliza con elementos Giallo perfectamente bien aplicados. Esto no nos debe sorpender ya que Soavi fue asistente del todopoderoso Dario Argento. Le aprendió mucho y lo aplicó de manera correcta. Tal vez se inspiró mucho en su mentor pero definitivamente tiene un estilo propio. Kudos. 
En verdad, estuve dudoso en decidir si lo debería catalogar como un simple slasher o elevarlo a una categoría más alta. De lo que estoy segurísimo es que no puede ser catalogado como un Giallo. Verán, carece del suspenso característico del cine italiano y no teme en presentar al asesino desde el principio. Ahí es donde la balanza se inclina para considerarlo un slasher americano porque nos pone todo muy "fácil" y opta por la rutina "acuchillar-matar-acuchillar-matar" y no deja nada para tu imaginación. 

Pero esto se compensa con una atmósfera claustrofóbica en la que se realizan asesinatos estilizados al más puro estilo italiano. Es una locura ver a un tipo con cabeza de pájaro cargando una moto-sierra y persiguiendo chicas en paños menores. Pero lo que puede sonar como un cliché es en realidad una escena macabra. Mediante una extraordinaria Dirección de Arte y una Cinematografía que emula los colores de films como "Suspiria" e "Inferno" principalmente, somos partícipes de momentos tan tenebrosos que será difícil olvidar. 

El momento cumbre y "estelar" se da cuando el asesino coloca a todos los cadáveres en el escenario, los sienta, y por circunstancias siniestras del azar, llueven plumas por todo el lugar. Él, al contemplar su "macabra obra de arte", decide sentarse para descansar y esperar hasta que la última sobreviviente salga de su escondite. ¡Una imagen morbosa en todo su esplendor!. Mientras de fondo tenemos música clásica que complementa una escena que te alterará los nervios.  Y a mi parecer, uno de los momentos más hermosos y macabros en la historia del Cine de Terror contemporáneo.
También el Director se da tiempo para generar momentos trágicos que son difíciles de encontrar en el sub-género. Y es por la emotividad detrás de ellos.  Por ejemplo, cuando la chica en camisón sexy, está agonizando mientras sangra en la regadera y solo puede pedir ayuda mediante murmullos a Alicia, quien se encuentra escondida en la ducha de al lado. De pronto el asesino entra sigilosamente y arrastra a la jóven herida quien sabe que está a punto de morir. ¡Emotividad! Y todo esto lo anuncia mediante la presencia de un gato negro llamado lucifer. Brrrrrr. Esto es mandar señales a la audiencia de que la mala suerte y lo trágico serán un complemento idoneo.

La escena en la cual Corrine es asesinada como parte del ensayo es irónicamente trágica. Una opera italiana salpicada con música jazz y un asesino que se burla de todos. No me lo esperaba.
El humor negro es un tanto involuntario ya que si bien las escenas de muerte son desoladoras, suceden de manera irónica... es como una risa nerviosa. Algunos diálogos y decisiones de personajes te harán levantar una ceja. 

Pero sin lugar a dudas, el momento en que la sobreviviente debe "conseguir" la llave para salir del lugar y es atrapada por el asesino es tenebroso, desesperante, de tensión, de nervios y espantoso (literal). Esta mezcla de cine italiano y americano genera dividendos más que positivos. 

Pero no todo es estilo y visuales atractivos ya que "Stage Fright" trae violencia brutal. El Gore es especialmente bueno y se luce en asesinatos sádicos. Tenemos decapitaciones, acuchilladas, muertes por moto-sierra, balazo en la cabeza, cuerpo partido a la mitad, taladro que atraviesa una puerta y rebana el estómago de un pobre sujeto. ¡Rudo el pájaro!
No sé si Darren Aronofsky vió este slasher y tal vez salpicó un poco a "Black Swan". También aquí se resalta el erotismo que debe imprimir su protagonista y su transformación "sensual". Asimismo, la vestimenta del pájaro se asemeja a la del personaje obscuro en "Swan Lake".

Y la sobreviviente y obvia "final girl" fue una excelente opción. 
El Gore y asesinatos no funcionarían al 100% si no fuera porque los personajes son entrañables. Todos a pesar del mínimo desarrollo tienen algo que aportar. Por instancias me cayó bien el homosexual flamboyante que interpreta al principio al pájaro danzante asesino. También tenemos el cliché del Director abusivo pero que intenta sacar el carácter para defender a su grupo (aunque al final llora como una niña al ser masacrado). Tenemos carne de cañón como la simpática Betty la extremadamente candente Corrine quien tiene uno de los mejores cuerpos que he visto en cualquier slasher. ¡Vaya piernas ESPECTACULARES!
El reparto es talentoso y encontramos viejos conocidos. Me puse de pie para vitorear a mi favorito Giovanni Lombardo Radice de quien no temo admitir que es uno de los cabrones más atractivos que he visto en el género. Amo a este cabrón. 

El común denominador del reparto son mujeres hermosas y sexys. ¡No puedo pedir más! 
Barbara Cupisti está muy bien como la protagonista. Es bella, frágil, sabe gritar, sabe lucir desesperada, y tiene ese look de protagonista en Giallos. Además, al menos de cara, es muy parecida a una chica que tuve y que fue edecán. ¡Ohhhh esos eran los tiempos de mi buena suerte!. Decente actriz que forjó una carrera en el sub-género. 
Mary Sellers como Laurel está buenísima (físicamente también). Interpreta a la chica egoísta y trashy que pasa gran parte de la película luciendo un camisón muy sexy. Su muerte es emotiva. Los actores que interpretan a los policías (el más jóven es el director) me sacaron algunas buenas risas. 


Clain Parker luce intimidante y furioso como el asesino. Es una mezcla de Jason Voorhees de "Viernes 13 parte III" y el asesino de algún film de Argento. 

El final es un "guiño" a los Giallos en los cuales el asesino siempre trae una sorpresita en su bolsillo. ¡Todo un puto delirio la última escena!
Para completar, el soundtrack nos trae música de jazz, y electro-pop. En serio, quiero financiar una obra de teatro así. Simplemente maravilloso el momento en que cierran los créditos y vemos a una prostituta tocar el saxofon en un callejón montado. Oh si. Hey, ¿soy yo o el guero con su novia es IDÉNTICO a Sting? ¡Puta locura!

"Stage Fright" es simplemente uno de los mejores slashers en la historia y a través de estilo, buenísimo gore, un soundtrack peculiar, elegancia y estilo; se las ingenia para convertirse en una experiencia única.

No puedo elevarlo como un film de Terror serio o clásico pero considero que es un distintivo etiquetarlo como un slasher sui-generis, o bien, un slasher artístico reforzado con elementos Giallo.
Sin dudas, uno de los mejores slashers en la historia.

No hay comentarios.: